Macron, uno de los posibles objetivos del programa espía Pegasus

(0 votes)

Tres presidentes, diez primeros ministros y un rey figuran dentro de la lista del software espía.

El presidente francés, Emmanuel Macron, figura en una lista de posibles objetivos del programa informático Pegasus, que algunos Estados utilizaron para espiar a personalidades, según revelaciones difundidas ayer, las cuales también apuntan a otros dirigentes de todo el mundo.

El lunes, los medios que desvelaron el escándalo señalaron que el entorno del presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, también habría sido un objetivo, aunque este descartó ayer emprender acciones legales.

El grupo de periodistas Forbidden Stories y la asociación Amnistía Internacional obtuvieron una lista de 50.000 números de teléfono seleccionados desde 2016 por los clientes del grupo israelí NSO, que creó Pegasus, para una eventual vigilancia a través del proyecto de espionaje.

Ambas organizaciones compartieron la lista con un consorcio mundial de 17 medios de comunicación; entre ellos, The Washington Post, The Guardian y los mexicanos Proceso y Aristegui Noticias, que revelaron su existencia el domingo.

El diario Le Monde y Radio France, dos miembros del consorcio, revelaron ayer que el teléfono del presidente francés figuraba “en la lista de los números seleccionados por un servicio de seguridad del Estado marroquí”, usuario de Pegasus.

“Encontramos estos números de teléfono, pero no pudimos realizar, evidentemente, una investigación técnica del teléfono de Emmanuel Macron” para verificar si está infectado por este software, explicó el director de Forbidden Stories, Laurent Richard.

Por lo tanto, “esto no nos dice si se espió realmente al presidente, pero demuestra en cualquier caso que hubo un interés en hacerlo”, agregó Richard.

“Si se confirman los hechos, sería evidente que son muy graves. Esclareceremos estas revelaciones de prensa”, aseguró por su parte la presidencia francesa.

La fiscalía de París anunció ayer la apertura de una investigación sobre el espionaje a periodistas franceses del portal Mediapart y del semanario Le Canard Enchaîné por parte de los servicios secretos marroquíes, mientras que el Gobierno de Marruecos rechazó cualquier implicación en este asunto de espionaje, que también afecta a opositores.

En la lista de posibles gobernantes que se convirtieron en un objetivo para Pegasus figuran el ex primer ministro francés Édouard Philippe, así como varios ministros y diputados galos.

Más allá de Francia, el rey de Marruecos, Mohamed VI y su entorno también aparecen en la lista junto con los números de otros dos presidentes, el iraquí Barham Saleh y el sudafricano Cyril Ramaphosa, apuntó The Washington Post.

Los tres primeros ministros en ejercicio en Pakistán, Egipto y Marruecos habrían sido objetivos, así como otros siete antiguos jefes de gobierno; entre ellos el libanés Saad Hariri y el belga Charles Michel, agregó este medio.

México apunta a criminales

En México, López Obrador subrayó ayer, en su tradicional rueda de prensa, que las labores de espionaje de las actuales autoridades apuntan al crimen organizado y no a adversarios del Gobierno.

“Lo que hay de inteligencia tiene que ver con el combate al crimen, es para proteger a los ciudadanos, no para espiar a opositores ni dirigentes políticos, dirigentes de partido, dueños de grandes empresas, a las iglesias”, aseguró.

Los teléfonos de familiares y colaboradores de López Obrador, en el poder desde diciembre de 2018, fueron intervenidos presuntamente entre 2016 y 2017 utilizando dicho programa, según las revelaciones de Aristegui Noticias.

Tales interceptaciones se produjeron cuando el mandatario izquierdista lideraba la oposición al presidente Enrique Peña Nieto (2012-2018), del otrora hegemónico PRI, según este sitio web.

Sin embargo, el actual mandatario descartó emprender acciones legales, exhibiendo un documento que según él demuestra que era espiado desde la década de 1970.

Aunque el grupo de medios que indaga la trama asegura que la licencia de Pegasus en México expiró en 2017, López Obrador se comprometió a verificar que ninguna entidad siga operando con ese software.

En el listado de teléfonos aparece además el de Cecilio Pineda, reportero mexicano asesinado en 2017. Familiares de 43 estudiantes desaparecidos en 2014 en Ayotzinapa y defensores de derechos humanos también estuvieron en la mira.

La lista contenía números de teléfono de más de 600 funcionarios gubernamentales y políticos de 34 países. Además de los países donde aparecieron los números de teléfono de los principales líderes, había números de funcionarios en Afganistán, Azerbaiyán, Bahréin, Bután, China, Congo, Egipto, Hungría, India, Irán, Kazajstán, Kuwait, Malí, México, Nepal, Qatar, Ruanda. , Arabia Saudita, Togo, Turquía, Emiratos Árabes Unidos, Reino Unido y Estados Unidos.

Según los investigadores de seguridad y materiales de marketing de NSO, Pegasus está diseñado para recopilar archivos, fotos, registros de llamadas, registros de ubicación, comunicaciones y otros datos privados de teléfonos inteligentes, y puede activar cámaras y micrófonos también para vigilancia en tiempo real en momentos clave.

A menudo, estos ataques pueden ocurrir sin que los objetivos reciban ningún tipo de alerta o realicen ninguna acción. Pegasus puede simplemente deslizarse, tanto para iPhone como para dispositivos Android, y tomar el control de los teléfonos inteligentes en lo que la industria de la vigilancia llama ataques de "cero clic".

 

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…